Propuestas para Mérida: Parque Metropolitano Albarregas I – Por Jim Morantes

 

Hace más de una década, activando la participación ciudadana, plasme de manera formal, mediante en un pliego público, un proyecto denominado 5 propuestas para Mérida, documento impregnado de legitimas pretensiones de cambio en pro del estado Mérida y su gente, que es mi gente y nuestra gente; campaña que efectué con la intención de que los referidos planteamientos, se convirtieran en plan oficial con ejecútese institucional, acompañado de la frase   Jim Morantes, piensa en ti y en tu familia, hoy aún me encuentro a la espera de que dichas ideas se conviertan en realidad.

Es necesario, dejar constancia que muchas de estas aspiraciones del deber ser, se encuentran consignadas ante las autoridades competentes y que tampoco he sido el único en preocuparse por los múltiples tópicos que afectan al ciudadano, sin embargo, considero conveniente, hacerlos del dominio público con la intención de que la población, se active a pedir la incorporación de los mismos en la ejecución de políticas públicas, de allí que en esta oportunidad tratare el “Rescate del Primer Tramo del Parque Metropolitano Albarregas”, al respecto me permito brindarle el siguiente  análisis, histórico  – jurídico:

Dicho proyecto se configura legal, institucional y ambientalmente en 1982, su favorable trayecto paisajístico, incorpora adecuadamente el entorno rural al urbano, sin mucho esfuerzo (inclinación natural), ni grandes erogaciones pecuniarias,  el río tiene la naciente a  4240 metros de altura sobre el nivel del mar, específicamente sus aguas provienen de la Laguna Albarregas, ubicada dentro del Parque Nacional Sierra La Culata (creado por decreto presidencial el 7 de diciembre de 1989), tramo algo accidentado y muy extenso por lo que las autoridades competentes, decidieron reducir la superficie del centro recreacional, objeto de este estudio preliminar, a una mancomunidad integrada sólo por los municipios Libertador y Campo Elías del Estado Bolivariano de Mérida.

Su origen, estuvo íntimamente ligado a la clara delimitación climática y geográfica, dando inicio a este magno propósito, inspirado en aguas dulces y cristalinas, provenientes de las nieves eternas, simbolizadas en un punto de partida emblemático, denominado La Hechicera, allí la fuente hídrica nutre la topografía a lo largo del recorrido, sustenta la flora y la fauna de la magnífica ciudad de los caballeros, dando vida a su glamoroso paso, hasta culminar el largo camino de 22 km de longitud en la desembocadura del río Albarregas, cuyas aguas se confunden con las del río chama en el municipio Campo Elías.

Ahora bien, el funcionamiento administrativo del Parque Metropolitano Albarregas, depende de los lineamientos provenientes de INPARQUES, quien en conjunto con la Gobernación del estado, CORPOANDES, la Universidad de los Andes, COREMER, FUNDACOMUN y las alcaldías respectivas, entre otros entes, tienen la tarea de llevar a cabo tan importante labor, la cual va mucho más allá de mantener limpia el área, en un escenario controlado bajo la premisa de impulsar la recreación y el entretenimiento colectivo en sintonía con el medio ambiente y la sustentabilidad, por ende es primordial convertir el deber ser en el ser permanente para la humanidad…

 

 

Twitter @JIMMORANTES