Los niños están muriendo por falta de medicamentos en el Hospital Central de San Cristóbal

(Foto La Nación)

Nancy Porras

Los médicos del Hospital Central, continuarán protestando. No están dispuestos a callar más ante la falta de medicamentos e insumos que impiden ofrecer una atención médica de calidad a cada uno de los pacientes que acuden el primer centro de salud del estado. Hoy más que nunca no cuentan con los recursos necesarios para recibir a las personas que buscan alivio a su patología.

Janmar Colmenares, residente del tercer año del post grado de pediatría y puericultura, precisó que ya están cansados de ser cómplices de esta situación, de estar todos los días en el Hospital luchando por los pacientes, haciendo todo lo que pueden por ellos, con insumos que no aparecen, con los padres esforzándose para que igual los niños terminen en desenlaces fatales.

“Además nuestro sueldo es indigno, no alcanza para nada y sabemos que no nos van aumentar el salario, mañana ni en 15 días, y deben estar claros que a pesar de todos seguimos trabajando con lo poco que tenemos” dijo.

Situación complicada

Aseveró que la situación es complicada, pues cada día llegan más niños que requieren atención médica, y que además de enfermos vienen en un grado de desnutrición grave, y esto agudiza el caso clínico de los infantes, y no “tenemos como tratarlos porque no hay antibióticos, inyectadoras, soluciones la única opción que se maneja es que los padres salgan del Hospital y lo adquieren por su propia cuenta, a pesar de que están sumamente costosos, es muy difícil”.

“Cada día llegan más porque somos el único centro que trabaja, los demás tienen un cierre técnico o no poseen personal, en cambio en el Hospital, los pocos que quedamos seguimos trabajando haciendo lo que humanamente se puede” apuntó la residente del tercer año de post grado de pediatría.

“Se mueren los niños”

El médico residente Luis Borán, aseveró que los niños se están muriendo no por negligencia médica sino por la falta de medicamentos y de insumos, y a esto se une que la desnutrición está cada día más galopante y la desnutrición infantil es un factor pre disponente para que los niños no evolucionen rápido, todo muy delicado.

“Volvieron todas esas infecciones como las difteria, igual hay casos de meningitis, no hay vacunas y este producto es fundamental y nosotros estamos a cargo de la población más susceptible que en este caso son los niños, desde cero días de vida hasta las once años se reciben todos los días infantes” dijo.

No es fácil, entregarle a las dos y tres de la mañana a un padre su bebé fallecido, porque humanamente no se pudo hacer más nada por él, expresó el médico residente.

En tal sentido pidió a las autoridades regionales, que resuelvan la situación. “No queremos ninguna madrina del Hospital, queremos que solvente, que declare el estado de emergencia en salud, que reciba la ayuda humanitaria y confronte con el ejecutivo nacional para que ofrezcan soluciones a los médicos que atienden a los niños, todos centros de atención pediátrica han cerrado, incluso los privados, de allí que es necesario que colaboren con emergencia pediátrica.