La Virgen de Coromoto “caminó con su pueblo” desde Milla hasta la Catedral en Mérida

 

Diario Los Andes

Para conmemorar los 365 años de la aparición de la Virgen de Coromoto, los feligreses merideños caminaron la mañana de este jueves 12 de octubre, desde la Iglesia San Juan Bautista de Milla, hasta la Basílica Menor Inmaculada Concepción, Catedral de Mérida.

Dentro de la Iglesia de Milla, la imagen de la Virgen de Coromoto, elegantemente preparada y adornada, fue venerada por los fieles. La cofradía de los Indios de Coromoto se presentó arrancando aplausos y con solemnidad dirigieron y rezaron el Santo Rosario ante la imagen mariana, para así dar inicio a los actos de piedad.

La procesión inició con el acompañamiento de los presbíteros Leonardo Mendoza, párroco de Milla, y su vicario, los padres Leonardo Angulo, párroco de Belén; Franklin Uzcátegui de Santa Bárbara, y el vicario de la Catedral, el padre José Luis Nava.

La Banda Show del Colegio Salesiano San Luis, hizo el despeje de la procesión, seguida de la Banda Seca, la Cofradía de los Indios de Coromoto, la Cofradía de la Virgen de Coromoto y los fieles en oración.

La imagen que recorrió peregrina las calles del centro de Mérida, fue recibida en la puerta de la Catedral local por su párroco, el padre Eduard Molina, quien oficio la Eucaristía, la que concelebraron los ministros acompañantes.

En su homilía, el padre Molina referenció esta peregrinación coromotana con la actitud de servicio de la Virgen María “que camina con su pueblo”, y concluyó invitando a los asistentes a no abandonar esta bella tradición mariana “renovando el compromiso de ser hijos de Dios”.

Para el domingo 22 de octubre surgió el compromiso de realizar una nueva procesión, con la que se devolverá la imagen de la Virgen de Coromoto, desde la Catedral hasta la Iglesia de Milla, actividad a la que se ha invitado a la feligresía merideña a participar con alegría y recogimiento.